En el proceso de producción hortofrutícola, el producto es afectado por diversos factores, que pueden someter a distintos tipos de estrés a las frutas y hortalizas, los factores externos, no siempre pueden ser controlados, pero SI es posible monitorear sus efectos y para realizar acciones oportunas, que nos ayuden a mantener la calidad de nuestros vegetales, manteniendo sus propiedades, nutrientes y aspecto.
Los equipos e instrumentos de medición de niveles de pH, grados brix, materia seca, temperatura de pulpa, etc., son clave, para tomar acciones contundentes y así mantener la expectativa de calidad de nuestros frutas y vegetales en el mundo.
El equipo de medición es un componente fundamental en cualquier industria, pues a través del uso de los aparatos especializados se pueden obtener datos precisos de las principales características de sus productos o sustancias que los conforman.
La característica principal que tiene que reunir todo equipo para medición, es que sean prácticos, fáciles de usar y que ofrezcan una alta precisión, asimismo son muy importantes los resultados que nos arrojan los equipos para un correcto seguimiento en caso de haber algún problema.